Dos cosas tenía pendientes en esta zona:

La primera subir la Loma de la Abeja, otro mil de la lista menos, poco emoción tiene esta cima, como su nombre indica es una loma y lo de las abejas tiene que ser por las colmenas que hay en ella, he estado buscando información, pero no he conseguido encontrar nada acerca de esta loma.

La segunda, recorrer la Rambla Seca remontándola, espectacular sitio, con sitios muy estrechos y con más vegetación de la que esperábamos encontrar, pero no pasa, son cosas que pasan.

Para ello, después de subir a la Loma de la Abeja, hemos vuelto al camino que nos lleva al Collado del Cascajar, desde el que se puede disfrutar de unas vistas increíbles, ahora ya sólo nos queda bajar a la rambla y recorrerla.

A %d blogueros les gusta esto: